12.3.16

Si tú fueras mi pintor.




Si tú fueras mi pintor y yo tu lienzo, me pintarías el rostro de azul cielo y mis labios de rojo intenso. A mis ojos les colocarías los matices más diversos y el brillo de las estrellas lo plasmarías en mi pelo. Dibujarías mis pechos, altos como montañas, tan elevados como tus sueños. Mi cuerpo lo harías como el mar, con el suave movimiento de las olas que vienen y van, al compás del viento. Mis piernas, como enredaderas esas que buscan aferrarse en el sitio perfecto, para no soltarse, para quedarse allí por mucho tiempo. Cuando termines la obra, el final será perfecto, el cuadro recobrara vida yo seré tuya por siempre y tu el pintor de mis sueños...!